Nuestros Hogares

Inicio Nuestros Hogares

Nuestros Hogares

Primer Capitulo: Hogar del Adulto Mayor (Mixco)

Uno de los principales problemas que notamos fue el descuido y abandono de nuestros adultos mayores, quienes suman el 49% del total de adultos mayores en el pais. Esto nos llevo a construir a base de aportes y donaciones nuestro Hogar del Adulto Mator declarado en abandono para darles una mejor calidad de vida atendiendo sus necesidades de forma permanente hasta el momento que deban partir  teniendo una muerte digna y en paz. Ubicada en el municipio de Mixco, San Cristobal.

Casa de Misericordia II: Centro de Nutricion Infantil (Sololá)

En el municipio de San Lucas Tolimán nace Casa de Misericordia 2; alimentando a una población de niños en segunda infancia (5 a 10 años) con un almuerzo nutritivo -gratuito- el cual en un ambiente calido y humano.

La población beneficiada es de unas trescientas personas, contando a los niños, mas su núcleo familiar cercano, pues periódicamente se les proporciona complementos nutricionales y donaciones varias.

Nuestros niños -en primera infancia (0 a 5 años) mantienen su control de talla y peso, así como apoyo medico regular y -a Dios gracias- comprobando el cambio positivo de la mayoria que iniciaron el programa.

Una alimentación nutritiva, la instrucción adecuada y el amor, hace la diferencia entre un niño con posibilidades y uno con futuro sombrío.

¿Porqué los niños?

Uno de cada dos niños menores de cinco años en promedio padecen desnutrición crónica en Guatemala, únicamente existen dos países más atrasados en este aspecto: Yemen y Afganistán; sin embargo existen comunidades rurales, en donde la proporción alcanza entre 7 y 9 de cada diez, lo cual es dramático y penoso.

La proporción de niños desnutridos crónicos es significativa en la cuenca del Lago de Atitlán; es decir que existe un contraste dramático, entre la belleza del lugar y el abandono humano que sojuzga a ancianos y niños.

Casa de Misericordia III: Centro de Ayuda Social (Chimaltenango)

Este bendito terreno -en el cual se construyo Casa de Misericordia 3-, fue donado por un bondadoso corazón con el fin de beneficiar a personas de escasos recursos, buscando atacar las principales necesidades en el departamenteo de Chimaltenango, nuestra obra colinda con el Centro Penitenciario del lugar, dando tambien apoyo emocional y moral a quienes visitan ese lugar.

Tambien en Casa de Misericordia 3, se cultiva la planta de la vida conocida como Moringa Oleifera, de sabor agradable y con altas propiedades de nutrientes, las cuales ayudan al fortalecimiento en el proceso de crecimiento y nutrición de las personas beneficiadas y para el sostenimiento de nuestra plantacion.

Cada domingo se imparte una bolsa con viveres a mas de 90 familias de escasos recursos de forma gratuita y permanente.